Inicio » TEATRO » Come en casa Borges / El perico tumba la paloma

Come en casa Borges / El perico tumba la paloma

Marc Caellas

TEATRO

Con sus apropiaciones de textos literarios, trasladados a contextos inesperados para generar nuevas lecturas, Marc Caellas está creando su propio canon de la literatura universal. Un canon vila-matiano, pero no libresco, sino vivo y artístico: teatral, performativo, digamos: “artes vivas”. Tras reformular la obra de Roberto Bolaño, David Foster Wallace y Robert Walser, les ha tocado el turno ahora a Jorge Luis Borges, a través del diario obsesivo y magistral de su amigo Adolfo Bioy Casares, y a Roberto Saviano, mediante su libro CeroCeroCero.

Los escritores Andrés Ehrenhaus (como anfitrión) y Osvaldo Baigorria (con la mirada extraviada, ese gesto tan borgeano que parece copiar César Aira) leen fragmentos del Borges, porque la base de la propuesta escénica es una lectura. Una lectura que selecciona pasajes y los combina según las obsesiones de Caellas: Argentina, la literatura, el turismo, la actuación, Cataluña, las mujeres, la crítica, las viudas. Dos pantallas nos recuerdan los referentes reales y simbólicos: en una se proyecta la famosa entrevista a Borges en TVE y en la otra, El año pasado en Marienbad, la película de Alain Resnais. Para contrapuntear el texto, Sonia Betancort encarna al fantasma de Silvina Ocampo y María Cecilia Sánchez pincha música y baila tango. El clímax llega, precisamente, cuando Bioy habla de María Kodama y el baile deja en claro las implicaciones futuras de ese encuentro.

Si en Come en casa Borges el escenario acoge a la literatura, en El perico mata la paloma el invitado es el arte contemporáneo. Los fragmentos de CeroCeroCero crean un marco (el de la cocaína como presencia ineludible) e imprimen un ritmo (gracias a la lectura del propio Caellas como voz en off o a la transformación de un capítulo en canción enloquecida), pero es sobre todo el artista y performer colombiano Edison Quiñones quien actúa como hilo conductor, muy bien acompañado por la actriz Carolina Torres Topaga. Porque estamos ante la recreación en escena de varias performances de Quiñones. En una suerte de retrospectiva en vivo y en directo de un creador que ha hecho de la coca y de la cocaína, familiares desde la infancia, los ejes de su poética.

Los tres grandes conceptos (y marcas) de Nicolas Bourriaud definen a la perfección la propuesta global de Marc Caellas. Sus proyectos —que no son realmente “obras”— son relacionales, crean comunidades de interlocutores provenientes de lenguajes y culturas distintas, participan del espíritu del intercambio y del juego; son post-producciones, remezclan textos, vídeos, performances, ecos, a menudo sin añadir ningún fragmento nuevo, aunque sin duda lo sea el conjunto; y son radicantes, pues viajan de Barcelona a Bogotá y a Buenos Aires, con una fluidez que sólo logran los agentes y creadores culturales realmente libres.

 

Come en casa Borges, idea de Marc Caellas y Esteban Feune de Colombi, dirección de Marc Caellas, CaixaForum Barcelona, septiembre de 2016. El perico tumba la paloma, idea y dirección de Marc Caellas, con la participación de Edison Quiñones, Antic Teatre, Barcelona, octubre de 2016.

27 Oct, 2016
  • 0

    Experiencia III: Los arrepentidos

    Marcus Lindeen / Daniel Veronese

    Alan Cabral
    5 Mar

    En medio de los debates acerca de la corrección (política/gramatical) del uso del lenguaje inclusivo, ya ninguna elección debería parecernos ingenua. En este caso, el título establece...

  • 0

    El público

    Mariano Pensotti

    Ariel Schettini
    20 Feb

    La obra más reciente de Mariano Pensotti es una serie de cortos en los que un grupo de personas, en el proceso de generar producciones simbólicas, debaten...

  • 0

    El tiempo es lo único que tenemos

    Bárbara Hang / Agustina Muñoz (comps.)

    María Fernanda Pinta
    6 Feb

    “El tamaño promedio de todos los animales vivos, incluyendo al hombre, es casi el de una mosca”, comenta Augusto Corrieri en su texto y prosigue: “Nuestras escalas...

  • Send this to friend