LITERATURA IBEROAMERICANA

Yuna es el encuentro entre el fascinante universo estético de la novela gráfica El experimento (Glénat, 2009), de Juaco Vizuete, y el pulso trágico que Santiago García imprimió a sus dos guiones más épicos, los de La tempestad (Astiberri, 2008) y Beowulf (Astiberri, 2013). Resulta de ello un insospechado triángulo amoroso enmarcado en el espacio sideral, una historia que nació antes de la serie Black Mirror o de la película Her, pero que habla también de nuestra nueva adicción a la tecnología y nuestra vieja obsesión por el amor entre el hombre y la máquina. La novela está llena de momentos brillantes: desde los espacios cósmicos mudos en viñetas sucesivas hasta los ruidosos espacios interiores de la gran nave extraterrestre, que dan una vuelta de tuerca a la dimensión plástica de la onomatopeya, pasando por los flashbacks que reconstruyen biografías mediante la mutación del diseño gráfico que representa a los personajes o los reseteados periódicos, que nos obligan cada vez a situarnos en un lugar distinto respecto a todo lo que hemos leído anteriormente.

En Cómics sensacionales (Larousse, 2015), que aúna ensayo teórico y autobiografía, García recuerda un momento epifánico: en el transcurso de su entrevista a Max —otro creador español que es al mismo tiempo un erudito del cómic— a principios de 1997, este le planteó un problema decisivo: la densidad del tebeo en relación con la literatura. La respuesta del maestro fue contundente en Bardín el Superrealista (La Cúpula, 2006), su obra más celebrada: «nada hay más denso que ese dibujo espeso en su claridad, rugoso en su planitud, rigurosamente sabio en su superficial inconsciencia». A diferencia de Max, que escribe sus cómics al mismo tiempo en dibujos y en palabras, García trabaja siempre con dibujantes. Pero el guión y la ilustración son en su caso siempre procesos compartidos. Eso se observa en Yunadonde la narración se esponja en sucesiones de panoramas galácticos y se concentra en escenas de diálogos muy tensos, se dilata en silencios que oscurecen los ojos de los protagonistas y se contrae en confesiones a través de una pantalla. La densidad es el resultado de una experiencia de lectura compleja. La de una novela gráfica que, resultado del diálogo entre dos artistas, se va planteando de modo autoconsciente a medida que avanza cómo narrar la soledad, el silencio, la infinitud, la tecnología, el sexo, la muerte.

Juaco Vizuete y Santiago García, Yuna, Astiberri, 2015, 216 págs.

7 Abr, 2016
  • 0

    Alfabetos desesperados

    Catalina Porzio

    Fermín Eloy Acosta
    30 Jun

    Hay una escena en el film Un Chant d’Amour de Jean Cocteau y Jean Genet donde dos reclusos intercambian el humo de un cigarrillo a través de...

  • 0

    Resaca tropical

    Mário de Andrade / Oswald de Andrade

    Carlos Rodríguez
    9 Jun

    En una época sin vanguardias, revisar las del pasado permite reivindicar la imaginación, la posibilidad de renovarse. A cargo del traductor Rafael Toriz, Resaca tropical es un...

  • 0

    A partir de Manhattan

    Enrique Lihn

    Raúl A. Cuello
    2 Jun

    Es probable que algún día lleguemos a saber quién era en verdad Enrique Lihn. Y aunque la utilidad de esto sea nimia, servirá al menos para contemplar...

  • Send this to friend