Fall River »

John Cheever

Inés Arteta

20 Dic, 2018
Comentarios: 0

…adas no es en absoluto inocua: añade una nueva dimensión al juicio de valor o como escritor. La traducción de Ariel Dilon, sutil y poética, sostiene la candidez del inglés del original.   John Cheever, Fall River. Trece cuentos no reunidos, traducción de Ariel Dilon, Godot, 176 págs.   Ver nota relacionada (1).   Inés Arteta John Cheever

Cartas »

John Cheever

Inés Arteta

22 Nov, 2018
Comentarios: 0

…coloquial y poética que la del autor, en la que abundan palabras ajenas al léxico rioplatense, a las que sin embargo los lectores argentinos ya nos hemos acostumbrado.   John Cheever, Cartas, traducción de Miguel Temprano García , Literatura Random House, 2018, 432 págs. Inés Arteta John Cheever

Piletas »

Félix Bruzzone

Diego Peller

8 Mar, 2018
Comentarios: 0

…a lo sabía cualquiera que hubiese leído “El nadador”, ese cuento genial de John Cheever en el que Ned Merrill, un tipo de clase alta de la costa este norteamericana se propone recorrer su barrio a nado, de pileta en pileta, para regresar al final del periplo a su hogar, como Ulises, y encontrarlo en ruinas. Sólo que en Barrefondo, y ahora en Piletas, una especie de diario compuesto por breves crónicas del trabajo de piletero, la perspectiva no es…

Mad Men o la frágil belleza de los sueños en Madison Avenue »

Raquel Crisóstomo / Enric Ros (coord.)

Federico Romani

27 Oct, 2016
Comentarios: 0

…nático de los “audiolibros”, gran lector de J.D. Salinger, Richard Yates y John Cheever, iniciado como productor y guionista en Los Soprano) y culmina en una serie de análisis sociológicos que ilustran y radiografían una época (la de los años sesenta), al tiempo que la miden con la actual, en un ejercicio infrecuente —por lo meticuloso de su propuesta— de ambiciosa y heterogénea crítica cultural. Lejos de la veneración fanática o el lustre del cul…

Las enseñanzas de Don B. »

Donald Barthelme

Ana Llurba

22 May, 2014
Comentarios: 0

…lizar las expectativas y frustraciones de la vida suburbial a la manera de John Cheever, como en “Critique de la vie quotidienne” (una pareja al borde del divorcio), “Calle 61 Oeste, Nº110 179” (una pareja que intenta superar infructuosamente la pérdida de un hijo), “The Sandman” (un hombre se dirige epistolarmente al psicoanalista de su novia) o “En boca cerrada” (un cajero de supermercado asiste al crepúsculo de la relación entre una pareja de c…

El karma de vivir al norte »

Carlos Velázquez

Víctor Santana

31 Oct, 2013
Comentarios: 0

…da, esa epifanía laica cuya escuela es el New Yorker y su hijo predilecto, John Cheever. Si la obsesión territorial y la prosodia provienen de sendos libros, la variedad temática y formal es antecedida por la columnas de Velázquez en Frente y Gatopardo, laboratorios narrativos donde ya aparecían crónicas atravesadas por parrandas en Monterrey, polizontes, narcos, violencia, sueños y disquisiciones televisivas. ¿Qué diferencia la tentativa miscelán…

Send this to friend