Inicio » LITERATURA ARGENTINA » Mutual sentimiento

Mutual sentimiento

Marina Mariasch

LITERATURA ARGENTINA

Cuando un libro de poemas te pone a pensar todo otra vez, desde las categorías sociales hasta las literarias, desde el significado de algunos conceptos hasta la definición de las palabras que creés más estables, lo que sucede, con alegría, con inquietud, es que se está asistiendo al advenimiento de lo literario, en una definición que no envejece y que traviesa diferentes épocas y estéticas: un uso del lenguaje que pone en crisis. Una palabra que no es ni esto ni aquello, y mucho menos esto y lo otro. Así pasa con Mutual sentimiento, el último libro de Marina Mariasch. En él se pueden encontrar algunas de las líneas maestras de su poética, como la singularísima mezcla entre conceptos teóricos (que aparecen en nuevos contextos) y la voz lírica, un trabajo con la imagen y lo contemporáneo como máquina de pensar el presente desde el costado de la lengua, y la pregunta constante por las relaciones interpersonales en un contexto de guerra interna entre los diferentes actores sociales (que incluye una indagación compleja acerca de la causa de la guerra, en el punto en que “Un idioma es un dialecto / con un ejército detrás”), manejadas cada vez con más soltura, autoironía, vigor.

Los versos se suceden como estocadas que golpean sin tregua y sin pausa, en el trabajo de aguijonear al lector para sacarlo de su zona de confort, como si dijera a cada instante no es como vos creés, no es lo que pensás, y a la vez, nada es mejor, pero tampoco peor. Avanzan con imágenes (estas se yuxtaponen, se transforman, viran hacia lo impensado), que no alcanzan a proveer una comodidad como lecho de sentido, pero que, en el transcurso del poema, componen una legibilidad que reúne sensaciones, afectos, ideas, incluso ideologías: ¿la idea es la lucha, la revolución permanente, tal vez?, y hace del cruce discursivo, imaginario, visual, social, del que estamos hechos, el personaje central de la poética. De paso “doma al pasto de la lengua / castellana y mota”.

Así atraviesa la épocas sin conformismos y se vuelve testimonio del lugar no común, no lo posible de decir sino lo posible de preguntarse, para proyectarse hacia adelante en un futuro incierto del que, sin embargo, cada uno es responsable.

Cruza las líneas, en uno y otro sentido, ida y vuelta, y no se enreda: entre poesía y política, entre lo social y la singularidad de una experiencia privada, entre la militancia y lo poético, del sentimiento mutuo, que siempre falla, a la mutual de la construcción de la comunidad civil, o lo común de una experiencia en transformación constante. Allí se ve, como pocas veces, que la buena poesía está del lado de la pregunta y hace, del momento, una cuestión que quema, no una proclama ni una certeza que apacigüen. En el trayecto “nos alcanza la elegancia / de la historia. El nombre propio se pierde / Se adopta el nombre de guerra / Se piensa un cuerpo común”.

¿Hace falta agregar que, por todo esto, Mariasch es una de las voces más potentes del presente, y que deja ya la marca de lo inigualable, el sello de una voz lúcida, inteligente y sensible?

 

Marina Mariasch, Mutual sentimiento, Ediciones Nebliplateada, 2019, 42 págs.

 

5 Dic, 2019
  • 0

    Diez papeles

    Fabi Al Mundi

    Raúl A. Cuello
    21 Oct

    La trama de Diez papeles de Fabi Al Mundi (Buenos Aires, 1965) es aparentemente sencilla: un joven es invitado a una fiesta estival y como contraparte se...

  • 0

    Pequeños rastros que se alejan

    Horacio Máez

    Leandro Llull
    21 Oct

    Pequeños rastros que se alejan podría pensarse como un documental sobre el oficio. Su estructura, más que la del diario, más que la del guión cinematográfico, es...

  • 0

    Un imperio por otro

    María Gainza

    Carlos Surghi
    7 Oct

    Cuando en 2014 María Gainza publicó El nervio óptico, pocos lectores sabían que el revés de esa ¿novela? era una serie de ¿poemas? celosamente...

  • Send this to friend