Inicio » MÚSICA » Buchla Gtr

Buchla Gtr

Alan Courtis

MÚSICA

Con más de cien discos y cuatrocientas colaboraciones editadas a lo largo de quince años, Alan Courtis (Buenos Aires, 1972) es lo que se denomina un músico prolífico. Hay una obsesión laboriosa en la manera de producir del ex Reynols, una forma que define el oficio de ser un músico experimental. Su discografía incluye colaboraciones con músicos de todo el mundo, como un reciente disco junto al estadounidense Thomas Dimuzio, o el disco Los galpones (Fabrica, 2017), para el que Courtis inventó la etiqueta de “rock de galpón” en respuesta al “garage rock”. Su último proyecto se titula Buchla Gtr y es el resultado de una residencia en el mítico estudio Elektronmusikstudion EMS en Estocolmo entre febrero y marzo de 2014. Las cuatro grabaciones homónimas que componen el álbum registran las sesiones en las que Courtis pasó la señal de su guitarra eléctrica a través del Buchla 200, uno de los sintetizadores modulares más grandes que existen en el mundo (justamente más parecido a un mueble que a un teclado). Los sonidos de la guitarra afectaban a los osciladores y filtros del sintetizador, de modo que todas las señales se volvían analógicas y se producían texturas cargadas de efectos. En cierto modo el sintetizador “escuchaba” la señal de la guitarra devolviendo un sonido, como si se tratara de un dúo de músicos improvisando en una zapada. Según Courtis, se trató de un “ensayo y error” en el que se volvía imposible discernir qué instrumento generaba qué sonidos.

Esta incertidumbre se traduce en el sonido de Buchla Gtr, y la experiencia de estar tocando a ciegas genera el mismo efecto en la escucha. El disco arranca con lentitud, desde una reverberación grave y gruesa como una niebla, que los sonidos metálicos de la guitarra cortan. Pero la separación entre los dos instrumentos pronto se vuelve difícil de señalar, y para el minuto seis se genera una tensión apabullante que sólo el fade-out del último minuto puede resolver. Al tratarse de un instrumento único en su especie (fue usado por artistas como Philip Glass y Karlheinz Stockhausen), el principal motor de Courtis fue una búsqueda de nuevos timbres y texturas imposibles de recrear de otra manera. Y los hallazgos de Courtis son impresionantes: el minuto seis del segundo track suena a un enjambre de grillos; la intro del tercer track, a bandada de pájaros sueltos en una sala de máquinas. Finalmente, el trabajo de Courtis puede describirse como el de un mediador entre los dos instrumentos, un intérprete de las señales de su guitarra y los efectos del Buchla.

Si se pueden encontrar sonidos recurrentes en Buchla Gtr, son los que se parecen a vocales humanas, producto de las modulaciones del Buchla. Courtis privilegió estos resultados en la etapa de selección y mezcla del disco que tomó lugar un año después de la sesión, en los estudios Yaguareté de Buenos Aires. De las cinco jornadas de grabación, Courtis seleccionó los cuatro tracks de dieciocho minutos que componen el doble LP editado a través del sello sueco Firework. Es en este trabajo de selección donde se lee la búsqueda activa de Courtis por expandir los límites del timbre de su instrumento, más que por crear ambientes o moods. A través de su obsesión por ampliar el sonido de la guitarra, desde sus experimentos con lavarropas hasta la grabación de una guitarra sin cuerdas, el trabajo de Courtis puede ser comparado al de un etnólogo que registra nuevos idiomas, otros lenguajes que revelan otras maneras de entender el rol del músico.

 

Alan Courtis, Buchla Gtr, Firework, 2018-2019.

 

Ver nota relacionada (1).

13 Jun, 2019
  • 0

    Fountain

    Lyra Pramuk

    Eric Olsen
    14 May

    Lyra Pramuk se mudó a Berlín desde Nueva York en 2013 con el fin de seguir su formación musical. La artista norteamericana se había...

  • 0

    Murder Most Foul / I Contain Multitudes

    Bob Dylan

    Gustavo Fernández Walker
    30 Abr

    Uno de los personajes más memorables de Rolling Thunder Revue, el (casi) documental de Scorsese sobre la gira homónima y enmascarada de Bob Dylan...

  • 0

    Modernísimo

    Quinteto Emedea

    Abel Gilbert
    19 Mar

    Modernísimo se llama el disco del Quinteto Emedea que, desde París, ha reunido algunas de las grandes y poco visitadas piezas de Astor Piazzolla. El superlativo le...

  • Send this to friend