OTRAS LITERATURAS

En años recientes, el escritor británico Max Porter se ha consagrado como una de las voces más interesantes de la literatura inglesa. El duelo es esa cosa con alas (2015) fue una verdadera revelación con su innovadora y poderosa mezcla de lenguaje inspirado por el poeta Ted Hughes y la evocación del duelo, además de un memorable trickster literario. Fue traducido al castellano por la editorial independiente española Rata Books, que desafortunadamente no hizo ningún esfuerzo para distribuirlo en América Latina. Después de ganar varios premios, el libro fue adaptado para el teatro en una producción del West End que contaba con Cillian Murphy, la estrella de la serie Peaky Blinders, una distinción poco común para una primera novela, lo que indica el impacto que puede tener un texto cuando tiene originalidad verdadera.

Lanny es una digna continuación de El duelo… Aquí el foco se ha expandido de una pequeña familia a un pueblo entero en el campo inglés. El trickster ahora es una especie de mito local: Papa Berromuerto, un monstruo/dios/espíritu amoral que puede asumir, o mejor dicho es, muchas formas de la realidad local: su paisaje, materia, sonidos y seres vivos. Es efectivamente (y eso no es casualidad) una representación física de un poema. Los otros protagonistas más importantes son el epónimo Lanny, un niño inusual que posee varios dones más bien negados por sus padres y un entendimiento distinto del mundo que lo rodea; su madre, una mujer simpática que escribe thrillers de una violencia sorprendente; su padre ―el punto más débil del libro―, un cliché del hombre de finanzas que trabaja en la city londinense; y un artista local, un hombre mayor que entabla una amistad estrecha con Lanny. El resto de la novela está ocupado por un coro de voces de los residentes del pueblo ―una especie de Under Milk Wood contemporáneo y fracturado, en el que figuran todas las crudezas y mundanidades de los idiomas que se escuchan en Gran Bretaña hoy en día―. La mezcla resultante es un festejo extraordinariamente rico del lenguaje en el que las líneas vuelan literalmente por la página y que tanto condena como celebra los altibajos de la vida inglesa rural/suburbana. No cabe duda de que el texto habrá presentado desafíos importantes al traductor Milo J. Krmpotić. Estoy reseñando a partir del original, pero ―por lo que he podido leer de la versión española― se ve que los ha enfrentado con sensatez e inteligencia.

Leída ahora, en el contexto de la crisis del coronavirus, una crisis que las autoridades británicas están enfrentando con una falta de competencia impresionante y desoladora, es fascinante contrastar la novela con la actualidad. En Lanny, la histeria se adueña de la comunidad cuando Lanny desaparece (secuestrado por Papa Berromuerto) y las sospechas caen mayormente sobre el artista y los padres. La técnica de coros y monólogos fracturados que emplea Porter resulta muy efectiva para comunicar las emociones confusas de los protagonistas; el peso simbólico sobre sus hombros es importante, pero el autor lo equilibra con la verosimilitud de sus pensamientos y maneras de hablar, y también revela las grietas de una sociedad mucho más disfuncional de lo que se creía; una sociedad dividida que no estaba preparada para semejantes desafíos, tomen la forma que tomen: la de un viejo espíritu del bosque o la de un virus nuevo.

En el mundo de Lanny, como en todos los mundos, la salvación se encuentra en la capacidad de abrir la mente y estar dispuesto a ver las cosas y comportarse en forma más honesta y empática. Habría que ver si vemos algo de eso reflejado en la vida real.

 

Max Porter, Lanny, traducción de Milo J. Krmpotić, Literatura Random House, 2020, 184 págs.

4 Jun, 2020
  • 0

    En la Tierra somos fugazmente grandiosos

    Ocean Vuong

    Kit Maude
    2 Jul

    A veces la vida le da a uno la oportunidad de confrontar su propio mal carácter. Cuando salió En la Tierra somos fugazmente grandiosos en inglés,...

  • 0

    El libro del verano

    Tove Jansson

    Miguel Sardegna
    25 Jun

    Tove Jansson, la autora de El libro del verano, nació en Finlandia. No sin esfuerzo ubicamos Finlandia en un planisferio. Hablar de su gente o de sus...

  • 0

    El corazón de Yamato

    Aki Shimazaki

    Alejandra Kamiya
    18 Jun

    Frases cortas, netas, limpias. Como las laboriosas puntadas que construyen la perfección, de la que el traje es sólo el sostén. No hay aceleramientos ni ralentizaciones en...

  • Send this to friend