Inicio » LITERATURA ARGENTINA » Pasajeras esas nubes

Pasajeras esas nubes

Roberta Iannamico (comp).

LITERATURA ARGENTINA

Hay que imaginar un coro en el que las voces fueran diferentes pero armónicas. Un coro de mujeres de distintas generaciones (con fechas de nacimiento que abarcan desde 1964 hasta 1987), con ideas, afectos y bellezas diversas. Dirigido por alguien singular. Eso es el libro que coordinó Roberta Iannamico y que recoge poemas de siete poetas del sur de la provincia de Buenos Aires.

Una de las mejores elecciones de esta antología tiene que ver con la decisión de incluir muchos textos de pocas poetas. Textos de varios libros y aún inéditos. Porque lejos del efecto de zapping que suelen transmitir las antologías, esta nos permite llegar a familiarizarnos con esas voces, captar sus modulaciones y sus poéticas respectivas. Recorremos así estilos y temas diversos.

Lorena Curruhinca mezcla elementos de la cultura pop con un tono de conversación entre chicas, y un recorrido por el universo supuesto de las mujeres y niñas no exento de ironía. Laura Forchetti, en versos muy breves de una dicción más lírica, se concentra en pequeños detalles o gestos que conforman el paisaje con los colores y los pájaros del espacio local, y dialoga con poetas como Dickinson o Plath en un tono que busca ser menor.

Natalia Molina, contemplativa y reflexiva a la vez, hace del poema un instante de plenitud, y en ese valor aloja el sueño de un mundo sin tragedia, que aspira a “ser Thelma y Louise / pero sin accidentes”, al mismo tiempo que construye un lenguaje mezclado de guaraní, chamamé y sapucay que invita: “bailemos juntas”.

Eva Murari hace del poema un espacio para dejarse fluir, apegarse a elementos mínimos, flores, colores, o “el perfume de una torta en el horno” para que, desde allí, en un salto de imaginación que se juega en la brevedad del decir, emerja lo poético, como si sólo hiciera falta detenerse y mirar con atención lo cotidiano.

Agostina Paradiso explora y busca la sorpresa en las palabras, en su materialidad; imagen y sonido se chocan y saltan y hay que atraparlos al vuelo. En el trayecto muestran su parte de sustancia política y social. Hay escucha, construcción y expansión que repercuten en una melodía poética.

Los géneros se contrastan y desarman, para reconstruirse desde otro lugar que socava lo lineal en busca de la circularidad de un verso que no desdeña el uso incidental de la rima en los poemas de Carolina Rack. Trabaja los elementos narrativos, y aun épicos, en una poesía que es imaginativa, pero también da cuenta de lo social en sus modos y decires.

Alejandra Saguí, finalmente, hace explotar la unidad de la palabra, con cortes de verso abruptos que separan los vocablos por lugares impensados, arman una melodía que cojea, extraña el lenguaje y lo hace estallar en chispas de humor. El efecto de enrarecimiento es una pregunta, por el lenguaje poético pero también por el coloquial, que renueva el verso y también el fraseo.

El libro es un abanico de voces potentes, de poéticas que exploran diferentes estilos y modos de decir y de interrogar, modos también de habitar el suelo bonaerense, con sus paisajes, su historia y su gente. Esas voces buscan y construyen un territorio, como una conversación sin estridencias y sin altibajos, voces de mujeres, “pasajeras”, como dice Iannamico, “de un colectivo con ventanillas muy abiertas” que invita a entrar, pasear, quedarse, seguir leyendo.

 

Roberta Iannamico (comp.), Pasajeras esas nubes. 7 poetas bonaerenses, Ediciones Bonaerenses, 2022, 172 págs.

27 Abr, 2023
  • 0

    Cómo se inventa una orfandad

    Ariel Williams

    Leandro Llull
    18 Jul

    Con prólogo, selección y entrevista de Marcelo D. Díaz, Cómo se inventa una orfandad nos brinda un espectro sustancial de la obra de Ariel Williams. Gracias a...

  • 0

    La aparición de Ettie Yapp

    Carlos Schilling

    Carlos Surghi
    11 Jul

    El destino de un narrador supone una aventura que transcurre sólo en la imaginación. Tal vez por eso pueda describir cuanto lo rodea, tomar de lo anecdótico...

  • 0

    Húngaros

    Flavio Lo Presti

    Carlos Surghi
    27 Jun

    Con cierto entusiasmo afirmaría que la novela no es más que una forma del futuro, ya que en el presente resulta imposible. Por supuesto que ese futuro...

  • Send this to friend