Inicio » TEORÍA Y ENSAYO » Zona de promesas

Zona de promesas

Florencia Angilletta

TEORÍA Y ENSAYO

Leer el presente es una operación tan intrincada y ambiciosa como saciar la sed tomando agua con las manos: se trata de captar todo lo posible, lo antes posible, mientras el líquido (o el tiempo, o los acontecimientos) se escurren entre los dedos. Es el desafío que asume Florencia Angilletta en Zona de promesas. Cinco discusiones fundamentales entre los feminismos y la política, un ensayo que trasunta adrenalina por lo intrépido de su apuesta: nada menos que lanzarse a la caza de lo epocal —ese “estado de la imaginación pública […] hojaldrado de sensibilidades, flujos ciegos, espectros, promesas”, como ella misma propone en la introducción—. No sólo para capturar su pulso, sino también para hacerle preguntas incómodas, removerlo, evitar que cristalice.

¿Cómo pensar hoy los feminismos, sus desafíos, lo que llegó para quedarse con la marea verde y esa nueva gramática que inauguró Ni Una Menos en 2015? Cinco capítulos mapean la coyuntura reciente a partir de una mirada crítica que retoma algunos de los hits más importantes de la historia del movimiento de mujeres y disidencias sexuales (la relación con el Estado, con el arte, con la violencia, con el trabajo, con los modos de amar) para pensarlos en función de un “nuevo orden sensible” en que los feminismos, según la autora, se han convertido en un “significante disponible cada vez más masivo y masificado”. El primer eje que aborda es la tensión que plantean el feminismo institucional y la institucionalización del feminismo. “¿Puede el Estado ser feminista?”, interroga, y esa pregunta dispara un doble movimiento que reconstruye la historia del movimiento de mujeres y disidencias sexuales en la Argentina del siglo XX, al tiempo que reflexiona sobre ese presente de la prepandemia apuntalado por la aprobación de la Ley de Interrupción Voluntaria del Embarazo y la creación del Ministerio de las Mujeres, Géneros y Diversidad. Otro espacio institucional —el museo— protagoniza el segundo capítulo, dedicado a pensar las relaciones entre el arte, la política y el proceso de “plebeyización” que atraviesan los feminismos en la Argentina actual y que Angilletta lee a partir de figuras emblemáticas y sugerentes como Doña Rosa y las múltiples Alicias que proliferaron en los ochenta. La violencia de género (especialmente, los dilemas que dispara el abordaje punitivista de esta problemática), las tensiones irresueltas entre el mundo del trabajo y el mundo de la domesticidad, el nudo indiscernible que se forma entre los cuerpos, la sexualidad y los afectos ocupan los últimos tres capítulos del libro. Así, diseñan un arco que identifica el mundo del deseo como destino final, en un gesto que también implica un posicionamiento crítico. “¿Cuáles son las fantasías de los feminismos? ¿Qué hacemos con ‘los patios de atrás’ de nuestros deseos? ¿Cómo se reconfigura la intimidad?”, se pregunta en el último capítulo, donde se analiza la conflictiva relación entre las políticas públicas que buscan proteger y regular una experiencia tan elusiva como la sexualidad.

En todos estos interrogantes también asoma una mirada generacional. Ese nuevo orden sensible de los feminismos, masivo y masificado, vibra con el sentir de quienes “nacen en el siglo XX y aman en el XXI”. Desde ahí, también la autora mira y escribe. Porque de eso se trata este libro: de perfilar una nueva torsión de los feminismos, la última, las más reciente. De captar su latido juvenil, sus pasiones, sus consumos, sus contradicciones, y hacerlos dialogar con la genealogía. Habitar la marea sin dejarse arrastrar por ella: interrogarla con una frondosa biblioteca que recupera los clásicos feministas, sí, pero también se abre a la política, al rock, al periodismo, a la literatura, a los azares sorpresivos de la imaginación.

Construir una mirada crítica es construir un lenguaje propio, personal, y este libro también es una promesa en ese sentido. La pulsión argumentativa marca el ritmo de un mundo donde el juvenilismo, la política, la utopía y el desencanto, el mercado y la cultura popular, la global y lo local conviven, luchan. Así, Zona de promesas deviene un manifiesto inesperado para salir del encierro y repensar dónde estamos, cómo seguimos. Una forma de volver. Un manual urgente para leer lo que acaba de pasar y pensar en lo que va a venir.

 

Florencia Angilletta, Zona de promesas. Cinco discusiones fundamentales entre los feminismos y la política, Capital Intelectual, 2021, 192 págs.

16 Jun, 2022
  • 0

    La extensión más sutil

    Silvio Mattoni

    Anahí Mallol
    30 Jun

    En este libro de ensayos, Silvio Mattoni lee intensamente lo que se pone en juego en la poesía, en su materialidad y su tensión entre sonido y...

  • 0

    Futuros menores

    Luz Horne

    Paola Cortes-Rocca
    23 Jun

    Siempre hay una luz al final del túnel. La frase hecha nos dice que la esperanza y el futuro están asociados a la luz y que, para...

  • 0

    Los límites de mi lenguaje

    Eva Meijer

    Nicolás Scheines
    9 Jun

    “Luego de una depresión, la probabilidad de una segunda es más alta que la media; luego de dos depresiones tienes más probabilidades de deprimirte que de no...

  • Send this to friend