Inicio » LITERATURA ARGENTINA » Tratado de iconogénesis. Cuadernos de lengua y literatura, volumen XI

Tratado de iconogénesis. Cuadernos de lengua y literatura, volumen XI

Mario Ortiz

LITERATURA ARGENTINA

En este nuevo volumen de sus Cuadernos de lengua y literatura, presentado en una cuidadísima edición en la que tipografía, color y diseño resultan inescindibles a la hora de la lectura, Mario Ortiz se aboca, como el título lo indica, al tratamiento del origen de la imagen, pero no desde una posición aséptica, sino, por el contrario, desde una signada por la finalidad, por el poder reparador que la imagen posee, tal como lo enuncian desde el principio las citas de Francis Ponge.

Los lectores de Mario Ortiz saben perfectamente que el derrotero que comienza en sus cuadernos no deriva hacia un afuera teórico o eidético, sino que va difuminándose en la concreción de su experiencia personal. Dado su polimorfismo, su entrecruzamiento de géneros, está claro que en sus Cuadernos de lengua y literatura pueden rastrearse todo tipo de influencias y referencias, pero podríamos pensar que hay una situación, o más bien un gesto, que prima desde la sombra en cada uno de ellos, y en especial en este volumen: la aparición de un individuo.

La relación que se entabla entre quien escribe los cuadernos y las instituciones de la lengua y la literatura, como dijimos, opera de modo inverso; en vez de ser absorbida por la construcción de una objetividad transmisible y genérica, la mano que empuña y traza va desgranando la tradición y los saberes hasta descomponerlos en su propia letra. De ahí que el cuaderno, en lugar de operar como un útil que le permita al sujeto instruirse, se convierte en la desfiguración que el tamiz de la sensibilidad produce respecto de lo dado.

Así, el fenómeno que se nos presenta es el de ocupar la lengua, ocupar la literatura. Hay alguien ahí que se hace de los conceptos y los postulados como un bichito de mar se adueña de los caparazones ajenos, del mismo modo en que el protagonista de estos cuadernos recoge y adopta artefactos de la calle a partir de los cuales llevará a cabo sus experimentos/vivencias. La voz atraviesa todos los estados y los tonos, los prosaicos, los docentes, los confesionales, así como los poéticos, los reflexivos y los narrativos, y por eso las formas preestablecidas que nos salen al cruce, a priori en modo irónico o humorístico (desde la cita bibliográfica hasta los usos coloquiales), terminan conmoviéndonos.

El espacio del cuaderno se convierte en la herramienta que le da profundidad a la lengua, en el volumen subjetivo que el cuerpo exige para que el lenguaje no lo sepulte. Y particularmente en Tratado de iconogénesis, donde se nos habla de la función reparadora de la imagen, se abre una posible relación de equivalencia, o al menos afinidad, entre los pares opuestos cuaderno/ciudad y poema/realidad: si el cuaderno puede asimilar el entorno a fin de lograr la constitución de lo subjetivo, el poema quizá logre retomar la realidad y darle una forma más humana.

Señalemos por último que el devenir especulativo-experimental por el que este tratado nos conduce, en el que se destacan la analogía entre la Rosa de los vientos y la Máquina de pensar (ambas creaciones atribuidas a Ramón Llull), el gayo teorema “Pérez-Magritte” y los recorridos por una geografía autóctona que se torna desconocida, termina en el cuaderno físico (fotografiado y reproducido en las páginas finales), donde la estampa ológrafa del autor va desplegando, con la arbitrariedad de todo gusto sincero, la filtración del mundo en el cuenco del individuo. Porque ahí, y sólo ahí, la imagen se torna cierta y reparadora, como esas alas de libélula que se deshacen en letras y caen sobre la página bajo la forma de las p, las b y las d, encontrando en el texto una nueva vida.

 

Mario Ortiz, Tratado de iconogénesis. Cuadernos de lengua y literatura volumen XILeteo, 2021, 112 págs.

 

Imagen: fotografía de Mario Ortiz.

 

Ver  nota relacionada (1).

Ver nota relacionada (2).

27 May, 2021
  • 0

    Últimos veraneantes de febrero

    Sonia Scarabelli

    Leandro Llull
    17 Jun

    Desde sus inicios, la obra de Sonia Scarabelli se distingue en el panorama argentino por su claridad reluciente. Entregada a una búsqueda de blandura y...

  • 0

    Cuentos completos

    Ricardo Piglia

    Federico Romani
    17 Jun

    Los primeros cuentos de Ricardo Piglia eran los fotogramas de un ciclo de vida, un sistema con sus reglas explícitas, pero también enigmáticas. Con el descubrimiento de...

  • 0

    El marido de mi madrastra

    Aurora Venturini

    Kit Maude
    10 Jun

    Sigo una estrategia de lectura que no sé si tiene mucho sentido: si un escritor realmente me gusta, me reservo uno o más de sus libros para...

  • Send this to friend