Inicio » LITERATURA IBEROAMERICANA » Tú y yo. Una novelita rusa

Tú y yo. Una novelita rusa

Juan Cárdenas

LITERATURA IBEROAMERICANA

En Comment j’ai écrit certains de mes livres, Raymond Roussel nos acerca a su laboratorio de oficios privados desde el cual las homofonías (tan caras al idioma francés) se constituyen como el centro de un quehacer lúdico y disparatado, y por eso mismo productivo en términos literarios. Así, bajo la lógica de una imposición (¿una restricción?) estructural, logró socavar los límites impuestos de casi todos los escritos en los que ocupó su tiempo. Desde ese desvelamiento a nuestros días, la literatura dejó de ser un reservorio exclusivo del “genio del artista” que buscaba imponer una marca personal que permitiese impregnar de identidad a su obra y pasó a ser un espacio de experimentación en el que las prácticas se convirtieron en un fin para sí mismas.

A casi cien años del edicto rousseliano, Juan Cárdenas (Popayán, 1978) se apropia de la ubicua, por momentos creativa, disposición de los memes para construir una novelita-poema que posea en los extremos de cada intervención la fórmula “TÚ Y YO” y “NO SÉ, PIÉNSALO”. Con la posibilidad concreta de comenzar y terminar un texto, el autor se permite incrustar derivas que poseen el signo de la paradoja, de lo cómico, lo absurdo, lo obtuso y, valga la redundancia, lo programático, para hacer estallar por los aires la ilusión de continuidad que usualmente se deposita en un texto.

En esta nouvelle sueño nos cuenta Cárdenas que se vio como un presidiario condenado por el régimen soviético. Su ocupación: reproducir memes junto a Lyubov Popova para subvertir la propaganda política del régimen. Pero todo comienza como una bacanal de manjares que terminan, en su acumulación, por desestabilizar todo propósito de bienestar personal más allá del encierro. Poco a poco se pergeña un escape, un tenue vislumbre de futuro prometedor, el abismo del círculo arcaico y el desplazamiento por cavidades y pasillos interminables. Al fin la misma estructura narrativa se desarticula quebrando la imposición madre, dando como resultado un escrito en el que se prefigura una suerte de libertad atonal.

En medio de un presente sobrecargado de autorreferencialidades inocuas y de escrituras abotargadas, casi adolescentes en la manifestación de sus propuestas, Tú y yo encarna una promesa de la forma que habilita el marco obsceno de la eterna pregunta: ¿es posible escribir algo nuevo hoy?

 

Juan Cárdenas, Tú y yo. Una novelita rusa, Ninguna Orilla, 2021, 64 págs.

17 Feb, 2022
  • 0

    El asedio animal

    Vanessa Londoño

    Marcos Crotto Vila
    26 May

    Por la ausencia de guerras entre países, América Latina conforma el pedazo del planeta más pacífico del mundo. Sin embargo, es de los más violentos y desiguales...

  • 0

    Una vocación de editor

    Ignacio Echevarría

    Raúl A. Cuello
    26 May

    Hacia el final de este libro, Ignacio Echevarría nos resume qué sería una vocación de editor: “Como tantas otras, la vocación de editor se sustenta, con frecuencia,...

  • 0

    Membrana

    Jorge Carrión

    Juan F. Comperatore
    19 May

    Antes que a las piezas que cobija, todo museo tiende a salvaguardar una mirada sobre el pasado. Por más que en su seno albergue experiencias estéticas que...

  • Send this to friend